4 hotels at Aix-les-Bains

  • By price
  • By distance

Relax, patrimonio histórico y paisajístico inigualables, deportes, balnearios, rica gastronomía, diversión y naturaleza, son algunos de los muchos atractivos de la preciosa Aix-les-Bains. Descúbranos desde su Hotel Campanile Aix-les-Bains.

Aix-les-Bains fue fundada en el siglo I. Entonces era una famosa estación termal durante la época romana. La localidad se extiende sobre la ribera del lago de Bourget, entre Jura y Alpes. Es una ciudad que crece año tras año y cuya extensión se llega a confundir con la de Chambéry. Rodeada por el macizo de Bauges y el Monte Revard, es una ciudad muy conocida por sus termas y balnearios. De hecho, fue lugar de veraneo ineludible para la alta sociedad europea a finales del siglo XIX. En la actualidad, aún existen tres establecimientos termales en Aix-les-Bains: las Termas nacionales, las Termas Marlioz y las Termas Chevalley.

Son muchos los alicientes que nos tiene reservados Aix-les-Bains para disfrutar en ella de un magnífico fin de semana: playas, spas, balnearios, navegar el Lago del Bourget (el lago natural de origen glacial más grande de Francia), pasear por el gran parque rebosante de árboles centenarios, disfrutar un rato en el Casino, jugar en el Campo de Golf o dejarse ver por el Hipódromo. Todo ello acompañado de una sabrosa y rica oferta gastronómica. Siga nuestros consejos y disfruta de estas ""tareas"". No se lo piense demasiado y venga a gozar de la tranquilidad, el paisaje y el ocio que Aix-les-Bains le ofrece durante todo el año.